Primer Invitado: Ángel García y la plataforma Salvemos Telemadrid.

telemadrid-logo

En el primer tramo del Congreso contaremos con Ángel García, representantes de los trabajadores de Telemadrid y portavoz de la plataforma SalvemosTelemadrid. Con él, abordaremos la censura política y la manipulación informativa en los medios de comunicación, especialmente en Telemadrid.

¿Quíen es Ángel García?¿Qué es Salvemos Telemadrid?

Ángel García, invitado en la mesa de censura política, es representante de los trabajadores de Telemadrid y portavoz de la plataforma Salvemos Telemadrid . Denunció la manipulación política en la televisión pública de Madrid, sufriendo represalias por parte de sus directores de informativos.

Salvemos Telemadrid nació en el año 2006 como una iniciativa de los trabajadores de la cadena autonómica, con el objetivo de trasladar a la sociedad madrileña la crítica situación por la que atravesaban Telemadrid y Onda Madrid como consecuencia de la llegada al poder de Esperanza Aguirre y su equipo, en octubre de 2003.

Con Manuel Soriano (anterior jefe de prensa de Esperanza Aguirre) en la dirección de la cadena, se puso en marcha una operación de transformación en la redacción de informativos que supuso la no renovación de contratos, el traslado forzoso de numerosos periodistas a puestos de trabajo fuera de dicha redacción y la condena al ostracismo de muchos otros, siendo sustituidos por trabajadores elegidos directamente por el propio equipo directivo. Esta reestructuración fue ejecutada constantemente por un ejército de jefes, subjefes, editores y comisarios políticos que desembarcaron para supervisar todos y cada uno de los detalles de la emisión de los informativos de esta cadena, retocando piezas, dictando textos y seleccionando las informaciones en base a su conveniencia según el criterio de la propia dirección y del gobierno de la Comunidad de Madrid.

video_telemadrid_478x274

Los trabajadores, a través de la plataforma SalvemosTelemadrid, siempre han criticado que Esperanza Aguirre y más tarde su sucesor Ignacio González hayan utilizado la cadena autonómica como ariete en sus batallas políticas. En su enfrentamiento contra el gobierno central en tiempos de José Luis Rodríguez Zapatero, Esperanza Aguirre impulsó, por ejemplo, la emisión ilegal en analógico del segundo canal de Telemadrid denominado La Otra. Esta actuación supuso para Telemadrid una multa de un millón de euros del Ministerio de industria, dinero a extraer de las arcas públicas de la Comunidad.

trabajadorestelemadrid
Los trabajadores del Telemadrid, por su condición de empleados públicos, se sentían en la obligación de dar a conocer a la sociedad madrileña. La mayoría de la información que publicaron los medios de comunicación en España sobre la manipulación informativa en Telemadrid salió de las denuncias de los propios trabajadores, que en muchas ocasiones pusieron en peligro su puesto de trabajo en defensa de los principios democráticos de veracidad, objetividad y pluralidad recogidos en la Ley de Creación del Ente. Por ejemplo, la dirección de Telemadrid llegó a denunciar a la policía la filtración de unos polémicos comentarios racistas y sexistas de Salvador Sostres realizados en plató antes de comenzar la emisión de un programa. Los trabajadores de Telemadrid han sido testigos beligerantes y la dirección de Telemadrid no quería testigos.

Esa es una de las explicaciones del la magnitud del ERE de Telemadrid que ha afectado al 95% de la plantilla fija – la seleccionada por criterios objetivos- y ha dejado en sus puestos a la dirección. Con Telemadrid vacía, su patrimonio (el archivo documental de casi un cuarto de siglo de vida madrileña, además de sus instalaciones y equipos) corre el riesgo de ser enajenado y transferido a manos privadas a pesar de haber sido sufragado por todos los madrileños.